Perdemos milenios en decenios, no podemos perder la cultura popular ni su arquitectura tradicional. ¡Ojalá consigamos hacer realidad esta utopía! #SalvemosLosPalomares

24 de febrero de 2011

Balneario de Gete

Al lado de la carretera que desde León se adentra en Asturias por el puerto de Piedrafita en el término de Getino, concretamente en la llamada "Venta de Gete", existe una fuente termal junto al río Torío.

Aunque ya la visitó a finales del siglo XIX Ricardo Becerro de Bengoa la menciona como "Caldas de Getiño", ha pasado siempre desapercibida para los expertos de la hidrología médica. Sin embargo, su fama ha sido siempre grande entre los habitantes de aquellos lugares y los bañistas de otros puntos de la provincia.

Propiedad de la Junta Vecinal de Getino y sin dirección facultativa, los propios bañistas se encargaban de limpiar y mantener el local disponible. Aún hoy su fama convoca a gente a bañarse con su agua buscando el alivio o la cura de enfermedades reumáticas.










          - Balneario de Cofiñal.

          - Balneario de Morla.

          - Balneario de Paradasolana.

7 comentarios :

  1. No lo conozco, que guapo tiene que estar.

    ResponderEliminar
  2. Una recopilación de lo más interesante, felicitarte por tu trabajo.
    Salud!

    ResponderEliminar
  3. Cuando el ordenador abro
    me lleva a tu mundo
    un mundo...
    de palabras hechas versos

    ...versos de sentimientos
    que del alma se van alejando
    desvaneciendo el vacío
    que ha sido vencido.

    Si el viento fuera mi amigo
    a través de su cálido aliento
    le rogaría, te diera un abrazo
    para alejar lo sentido...

    ...lo sentido que con recelo
    espera ser envuelto
    en tules de rosas y cerezo
    como el primer verso...

    ¡¡Feliz fin de semana para ti Irma!!

    María del Carmen

    ResponderEliminar
  4. La verdad en cuanto pueda trataré de hacerme la ruta.

    Gracias a todos por vuestros comentarios.

    Abrazotes utópicos, Irma.-

    ResponderEliminar
  5. MUY BUENO
    FELICIDADES

    ResponderEliminar

Gracias por vuestros comentarios y sobre todo por creer en utopías, Irma.-