Perdemos milenios en decenios, no podemos perder la cultura popular ni su arquitectura tradicional. ¡Ojalá consigamos hacer realidad esta utopía! #SalvemosLosPalomares

11 de diciembre de 2010

El reloj de Santo Domingo cumplió un añín

** Me ha entrado un poco de morriña, porque me gusta poco el reloj que hay ahora en Santo Domingo, me parece ruinín es más grande el cartel que el reloj, para que quede claro quien lo ha pagado, pero supongo que la publicidad a veces tiene que ser tan enorme, que hace perder el encanto de las cosas, ya que lo importante es el cartelón.

Por cierto estos días hizo un año que pusieron el nuevo reloj de Santo Domingo, aunque por un pelín perdemos tambien la fuente de Santo Domingo y entonces ya ni reloj ni fuente. Pero bueno tenemos fuente (de momento) y el reloj que ya cumple un añín.

"La tontería es infinitamente más fascinante que la inteligencia. La inteligencia tiene sus límites, la tontería no".  (Claude Chabrol)

Me presta pasar por ahí y ver que funciona.


Irma.-

11 comentarios :

  1. La verdad que el cartelón que le han puesto debajo lo hace de menos, pero bueno yo estoy contenta porque al final el reloj es más o menos como el de antes, que de aquella recuerdo que se hablaba que lo iban a poner digital y "supermegamoderno", al menos respetaron eso...
    Besines cazurrines, Irma!!

    ResponderEliminar
  2. Callaa no deis ideas que la fuente estuvo más pa'llá que otra cosa, pero bueno rectificar dicen que es de sabios.

    ResponderEliminar
  3. En efecto Irma el día que ganamos el mundial de futbol teníamos sentenciada la fuente para el día siguiente.
    Ahora que lo dices sí que es canijillo el reloj, pero bueno como bien dices "funciona". Besitosss cazurrina.

    ResponderEliminar
  4. Bonita foto de la época.

    ResponderEliminar
  5. ¡Anda que me han dado pocos plantones bajo esas agujas!

    ResponderEliminar
  6. Alguna cita he tenido junto a el antiguo. ¿¿¿Quitar la fuente??? ¡¡Quita!! ¡¡Quita!! y encima para ponerla en un rinconin de la plaza. ¡Sólo faltaba eso! Abracines.

    ResponderEliminar
  7. Si ese reloj hubiese hablado que de cosaas contaría, por cierto el punto de encuentro ahora creo que está en el edificio del BBV, a mí eso ya no me ha pillado yo era de los del reloj.

    ResponderEliminar
  8. La verdad es que es canijín pero me presta verlo cuando paso por ahí, tambien he tenido alguna cita bajo el reloj antiguo y tambien me viene a la mente una amiga que cuando quedábamos nunca llegaba pronto, pero siempre tenía una escusa, que joía.

    Besines y gracias por vuestros comentarios.

    Irma.-

    ResponderEliminar
  9. Qué recuerdos más guapos me han venido a la cabeza.

    ResponderEliminar
  10. ¡Qué obsesión con conservar la fuente! A mí me parece más importante obtener un espacio libre más, para los peatones, como se planteaba con el proyecto del metro.

    El reloj...quedar en el reloj era un clásico.

    ResponderEliminar
  11. ¡Qué chulo te ha quedado!

    Ehh ehhh que yo sigo quedando en el reloj de Santo Domingo, cuando me cuadra bien el sitio y demás.
    Por cierto me gusta la fuente donde está, besitoss milll.

    ResponderEliminar

Gracias por vuestros comentarios y sobre todo por creer en utopías, Irma.-