Perdemos milenios en decenios, no podemos perder la cultura popular ni su arquitectura tradicional. ¡Ojalá consigamos hacer realidad esta utopía! #SalvemosLosPalomares

20 de noviembre de 2010

Los ojos de madre y el rabo de padre

Los gatos no necesitan la prueba del ADN para saber de sus padres, basta con mirar por los tejados de los alrededores para saber que ese rabo levantado y rayado es el mismo que luce orgulloso el gato callejero que acecha desde el cumbrial a todo lo que se mueve a su alrededor.

Mirando por el vecindario no tardarás en encontrar una preciosa gata blanca, de pies a cabeza, tímida y huidiza, que tiene esos mismos ojos que este gato del rabo levantado.

El resto de la historia es tan sencilla como diaria y repetida. La gata blanca aceptó el cortejo del gato orgulloso del rabo levantado, lució después su embarazo por los tejados y un día desapreció para ir a esconderse lejos de enemigos de todo tipo, para traer a este mundo de perros cuatro gatos, preciosos, cruzados con los genes y los colores de padre y madre.

Cuando salieron en sus primeros paseos, tan pequeños e iguales, todos los niños los querían llevar a casa y las madres no. Así, mientras se alargaba el debate, crecieron, se hicieron hostiles, libres y desaparecieron las posibilidades de acabar al calor de cualquier hogar; prefirieron las heladas tejas, los amaneceres de rocío y nieve, la libertad de cortejar a otra gata.

Y pasean orgullosos los ojos de su madre y el rabo de su padre.

** Mauricio Peña y Fulgencio Fernández de La Crónica de León en el apartado imagen y palabras, han sido los culpables de este post.

He de reconocer que tanto el chiste de LoLo como la contraportada de La Crónica, me tienen enganchada todos los días y me prestó un montón los ojos de madre y el rabo de padre.

Irma.-

4 comentarios :

  1. ¡Qué salao! que post más lindo, eres la pera y el rabo clavaito al de padre.

    ResponderEliminar
  2. Uy que escabrosa comparación, eso que la pregunten a la gata madre si el rabo de padre era tal o cual.
    Yo tambien estoy enganchado a la contraportada de La Crónica y al chiste de Lolo, buen finde bitxo!

    ResponderEliminar
  3. La verdad que está muy guapín y me prestó un montón la contraportada de estos dos fenómenos, con gatín incluido.

    Besines utópicos, Irma.-

    ResponderEliminar

  4. Bienvenida sea esa inspiración...
    La foto, a la par de simpática, parece un photochopeado de la madre naturaleza.

    · Saludos

    · CR · & · LMA ·


    ResponderEliminar

Gracias por vuestros comentarios y sobre todo por creer en utopías, Irma.-