Perdemos milenios en decenios, no podemos perder la cultura popular ni su arquitectura tradicional. ¡Ojalá consigamos hacer realidad esta utopía! #SalvemosLosPalomares

17 de febrero de 2013

El Maestro de Oscar Wilde

El Maestro por Oscar Wilde
La foto llegó más tarde
** Cuando cayeron las tinieblas sobre la tierra, José de Arimatea, habiendo encendido una antorcha de madera de pino, bajó al valle desde el altozano, pues tenía que haceres en su casa. 

Y vio a un joven desnudo que lloraba, arrodillado sobre las duras piedras del Valle de la Desolación. Tenía los cabellos de color de miel, y su cuerpo era como una flor blanca, pero había herido su cuerpo con espinas y sobre sus cabellos había puesto ceniza, a guisa de corona. 

Y el que era dueño de grandes posesiones dijo al joven que estaba desnudo y lloraba:

-No me asombra que sea tan grande tu aflicción, pues en verdad Él era un hombre justo.

Y el joven respondió:

-No lloro por él, sino por mí. También yo he convertido el agua en vino, y he curado a los leprosos y dado vista a los ciegos. Yo he caminado sobre las aguas y he arrojado a los demonios de los que habitan en las tumbas. Yo he dado de comer a los hambrientos en el desierto en que no había alimento alguno, y he hecho salir a los muertos de sus angostas moradas, y, por mandato mío, en presencia de una gran multitud, se secó una higuera que no daba fruto. Todas las cosas que hizo ese hombre las he hecho yo también. Y, no obstante, a mí no me han crucificado

Momento utópico.

Post publicado en el periódico digital Ileon.com

Irma.-

22 comentarios :

  1. Siempre estamos a tiempo de crucificar a un justo.
    Besos

    ResponderEliminar
  2. Utópica ese dedo castigador impresiona, interesante visión del cuento de O. Wilde, no me creo nada que seas aprendiza y ya te vale no haber puesto tu grano de foto en la expo, la próxima vez vamos a buscarte de las orejas.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Prometo que todo fue fruto de la casualidad, pobres orejinas.

      Un abrazote utópico, Irma.-

      Eliminar
  3. Muy buena la foto jajajaja hasta el retintín de la misma ha quedado planchado.

    He tenido que releerlo varias veces, telita con tu momento utópico.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Tiene mucha tela que cortar.

      Un abrazote utópico, Irma.-

      Eliminar

  4. Maravilloso.
    Cada uno tiene su día, su suerte. No a todos se nos paga con la misma moneda, afortunadamente, ya que en muchas ocasiones, deberíamos haber sido crucificados. Y dado que no lo hemos sido, estamos condenados a llevar una vida vulgar... dentro de lo que cabe.

    · un abrazo

    · CR · & · LMA ·


    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Ya sabes que hay gente que siempre quiere lo que no tiene como el del cuento.

      Un abrazote utópico, Irma.-

      Eliminar
  5. Si es que Irma lo hace muy bien, aunque no se lo acabe de creer ;).

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Serás malajeeeeeeeeee, que bien que me haces sudar tinta.

      Un abrazoteeee bien grande y pelín utópico, Irma.-

      Eliminar
  6. Respuestas
    1. jejejeje un pelín "PECABLE" si va a ser.

      Un abrazote utópico, Irma.-

      Eliminar
  7. I like your blog it seems very interesting, very funny photo with the story of the great Oscar Wilde background.

    Greetings from Ottawa

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Thank you very much, I'm glad you liked the photo and the story.

      A hug utopian, Irma.-

      Eliminar
  8. Un ojo muy agudo utópica.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Pura casualidad.

      Un abrazote utópico, Irma.-

      Eliminar
  9. La foto es muy buena. Aunque eso suele pasar. A muchos le dan el castigo sin merecerlo, y otros que lo merecen se van de rositas.

    Un abrazo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Al final todo está "reservado".

      Un abrazote utópico, Irma.-

      Eliminar
  10. Es lo que suele ocurrir que una sola palabra a muchos suele erir,y nunca se reconoce al que lo hizo el bien sin mirar a quien.
    Saludos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Así de sencillo.

      Un abrazote utópico, Irma.-

      Eliminar

Gracias por vuestros comentarios y sobre todo por creer en utopías, Irma.-