Perdemos milenios en decenios, no podemos perder la cultura popular ni su arquitectura tradicional. ¡Ojalá consigamos hacer realidad esta utopía! #SalvemosLosPalomares

18 de noviembre de 2010

Regala pastillas contra el dolor ajeno

Para qué: Para evitar que cada día mueran más de 8.000 personas por enfermedades olvidadas.

Médicos Sin Fronteras (MSF) ha puesto en marcha una campaña en la que ‘recetan’ pastillas contra el dolor ajeno. Son caramelos de menta que se presentan en un envase de 6 unidades, una por cada enfermedad olvidada sobre la que quieren actuar. Puedes comprarlos en farmacias por un euro.

Los fondos de esta acción se destinarán a financiar el tratamiento de enfermedades que son olvidadas por los grandes laboratorios. Con tan sólo un euro podemos contribuir a mejorar la vida de miles de enfermos olvidados.

También puedes pedir a tu farmacia habitual que se ponga en contacto con Médicos Sin Fronteras para colaborar en la campaña. Sólo tienen que llamar al 902 151 502.


** Como siempre gracias a  Médicos Sin Fronteras, que siempre están ahí y aun creen que las utopías se pueden hacer realidad, mi utopía del día a día me pide unas pastillas contra el dolor ajeno, espero que tu cuerpo tambien te las pida.

Propongo ahora que se acercan fechas de esas que nos gusta regalar cosinas y que nos las regalen, regalar pastillas contra el dolor ajeno.

Irma.-

7 comentarios :

  1. Hoy empiezo a empastillarme con ellas.Que efecto placebo más maravilloso y auténtico.
    Gracias Irma, voy ahora mismo a enlazar tu blog a nuestro blog estación esperanza con tu artículo, lo tomo prestado porque como se a ciencia cierta, que tu utopia nos encanta a los que nos apeamos en estación esperanza.
    Que bonito detalle, humilde y lo que se puede conseguir.

    abrazotedecisivo guapisima

    ResponderEliminar
  2. ADemás de regalar las pastillas contra el dolor ajeno se puede prestar un poco del tiempo libre de cada uno para ayudar a otras personas. Solo "regalando" una hora a la semana se puede conseguir hacer feliz a otr@s y encontrarse un@ mismo muchísimo mejor, más agusto con la vida.
    Y eso no es una utopía, Irma. Eso sí que puede convertirse en realidad.
    Un besín cazurrina.

    ResponderEliminar
  3. Hola Irma, gracias por difundir esta campaña de Médicos sin Fronteras, que siempre están al pie del cañón. Si se entra en su página, se verá cuantos olvidados hay en este mundo.
    Un abrazo.

    ResponderEliminar
  4. Yo tambien empezaré a empastillarme contra el dolor ajeno, gracias Sara sabes que es un placer seguir vuestra Estación Esperanza.

    Se pueden hacer tantas cosas por cambiar todo esto, pero lo penoso de todo es que nunca hacemos nada.

    Gracias a vosotros y helena que menos que difundir y hacer algo tan sencillo como es regalar una tableta de caramelos sabiendo que contribuye ayudar a un montón de gente.

    Siento verdadera admiración por estos Médicos sin Fronteras y toda esta gente que desde el anonimato creen en las utopías y las intentan hacer realidad.

    Desde aquí un besín utopico para todos ellos y para vosotros por seguirme.

    Irma.-

    ResponderEliminar
  5. Me parece un buen regalo de Navidad

    ResponderEliminar

Gracias por vuestros comentarios y sobre todo por creer en utopías, Irma.-